Sacaron toda su fuerza en las canchas auxiliares