SIC, independencia sin sesgo